La Banda SALADITAS

La Came pide mayor control de los puestos de "comercio clandestino"

La situación se modificó respecto de octubre de 2016, hoy se incrementó la penetración del comercio ilegal por cantidad de habitantes.

16/06/2017 -

Un informe de la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (Came) con datos de mayo último resaltó la preocupación por la penetración del comercio clandestino en La Banda a través de las denominadas "saladitas", ya que la ciudad tiene un puesto ilegal cada 185 habitantes. En el ranking nacional ocupa el puesto 27.

La situación empeoró respecto del análisis realizado en agosto del año pasado, cuando la penetración del comercio clandestino en la ciudad era de un puesto ilegal cada 219 habitantes y, a nivel nacional, estaba en el puesto 32.

De esta manera, La Banda presenta datos que preocupan al comercio legal, ya que en el informe de Came "en promedio, en las ciudades con saladitas se registró -en mayo- 1 puesto de venta ilegal cada 291 habitantes, registrándose una leve mejora frente a agosto pasado, cuando la penetración del comercio clandestino era de 1 puesto cada 263 personas".

Según el indicador de penetración del comercio informal que elabora Came, donde se mide la cantidad de habitantes por puesto de venta ilegal en cada lugar, en mayo 2017 la peor situación ocurrió en Mina Clavero. La localidad cordobesa registró, en promedio, 1 puesto irregular cada 23 personas. Al ser una urbe pequeña en cantidad de habitantes (tiene 7.500), pero que recibe gran flujo turístico en estas épocas, los comerciantes clandestinos encuentran una buena plaza de venta, y se instalan mayormente en alguna de las saladitas de la ciudad.

Controles

En el 74,4% de las 455 ciudades encuestadas por Came, los centros comerciales, federaciones o cámaras de Comercio e Industria consultados sostuvieron que los controles a la venta informal son "insuficientes" o "muy insuficientes".

También destaca que la actual crisis económica que afecta en general a todo el país produjo dos efectos: inicialmente un aumento muy importante en la venta ilegítima, y en el último año, con muchos negocios cerrando sus puertas (se estima que más de 6.000 en todo el país) y un consumo que continúa en baja.

Según se indicó, las autoridades municipales, provinciales y la Afip de diversas ciudades comenzaron a incrementar los controles, eso derivó en el desplazamiento del comercio informal en algunos casos y en su regularización en otros.

De todos modos, Came afirmó que la percepción de que no hay inspecciones en la mayoría de las ciudades es todavía muy alta.

 
Compartí
esta nota
También te puede interesar