Deportivo MUNDIAL DE TURISMO EL HÚNGARO SE QUEDÓ CON LA PRUEBA FINAL EN TANTO QUE ESTEBAN SE DIO EL GUSTO DE

Michelisz ganó y Guerrieri hizo podio

El otro representante argentino en el WTCC, Néstor Girolami, terminó en una dignísima sexta ubicación en la final, luego de tener algunos inconvenientes en la carrera inicial.

17/07/2017 -

Una destacada actuación completó ayer el porteño Esteban Guerrieri (Cruze) en la sexta fecha del Campeonato Mundial de Autos de Turismo (WTCC) disputada en el autódromo de Las Termas de Río Hondo, al finalizar tercero en la carrera Inicial que ganó el francés Yann Ehrlacher (Vesta) y cuarto en la prueba final que tuvo como ganador al húngaro Norbert Michelisz (Civic).

El cordobés Néstor Girolami, el otro argentino en la categoría, abandonó en la primera competencia y en la segunda se sobrepuso a los distintos inconvenientes que padeció durante el fin de semana en su Volvo S60 del Polestar Cyan Racing, y finalizó en un meritorio sexto lugar.

El WTCC visitó por quinto año consecutivo al autódromo santiagueño, con buenos resultados para los dos representantes argentinos, pese a que no pudieron igualar las actuaciones del cordobés José María López, quien se impuso en las primeras cuatro presentaciones de la categoría en el país, en una de ellas, en 2014, por duplicado.

Inicial

En la Carrera Inicial, Guerrieri largó desde la sexta ubicación y finalizó cuarto en pista, pero luego avanzó una posición gracias a una penalización de cinco segundos que recibió Tom Chilton (C-Elysee) y que benefició también al francés Ehrlacher, quien heredó el triunfo que había logrado el inglés.

El piloto de Mataderos celebró en el podio en la templada tarde santiagueña, con una camiseta argentina estampada con el número 86, el mismo que utiliza en el Cruze que le provee el Campos Racing.

Por su parte, Girolami debió abandonar cuando promediaba la competencia por un problema electrónico, tras perder varias ubicaciones desde su cuarto puesto de largada.

En la segunda carrera, Guerrieri partió desde la cuarta posición y retrocedió algunos casilleros en los primeros metros, uno de los principales déficits de su vehículo, según reconoció después.

Sin embargo, luego se recuperó y alcanzó el cuarto puesto detrás del ganador Michelisz, el portugués Tiago Monteiro (Civic), líder del campeonato, y el sueco Thed Bjork (Volvo S60).

"Quería hacer un podio, era mi objetivo. A seguir trabajando, sentí unas sensaciones muy lindas por subir al podio en mi país", comentó Guerrieri en conferencia de prensa.

Para Girolami la carrera presentó un dato alentador más allá de su sexto puesto final, porque al parecer encontró la probable causa del problema que le generaba una vibración en su vehículo, que lo llevó a perder puntos importantes en carreras anteriores y a no clasificar de la mejor manera en Las Termas de Río Hondo.

"En la segunda carrera, que también fue atractiva, encontramos un problema en la caja de cambios. Seguramente hay algo roto y ahora con lo que pasó lo puedan llegar a descubrir. Esa es la luz de esperanza para el futuro del corredor y también de la escudería", sostuvo el piloto de Isla Verde que se quedó con ganas de mostrarse.

 
Compartí
esta nota
También te puede interesar