Santiago REPORTE ESPECIAL

La tendencia "ecofriendly" gana terreno

El ahorro energético, la reducción de emisiones contaminantes y el uso sustentable de recursos están en el centro de la agenda social actual, lo que también repercute en las prioridades de investigadores y empresas en distintas áreas.

06/02/2014 - En los últimos años, términos como “ecológico”, “marketing verde”, más recientemente, “ser eco-friendly” (respetuoso con el medio ambiente) se han convertido en palabras de moda en programas de televisión, anuncios y packaging de productos.
El término eco-friendly ha sido utilizado para tantos productos y prácticas diferentes que su significado está muy difuminado. Comprendiendo el verdadero significado del concepto, podrás poner en práctica las medidas que nos llevan a una vida más saludable para el planeta y todos sus habitantes.
Eco-friendly se define como algo respetuoso y que no es perjudicial para el medio ambiente. Es un término que se refiere a los productos que contribuyen a la vida verde o a las prácticas que ayudan a conservar los recursos naturales, como por ejemplo, el agua y las energías.
Los productos ecológicos también evitan que se contribuya a la contaminación del aire, el agua o la tierra. Cada persona puede contribuir individualmente con hábitos y prácticas eco-amigables y tomando conciencia de cómo utilizamos los recursos disponibles.
Un producto ecológico mantiene siempre en mente la premisa de la seguridad ambiental y humana. Otros atributos ecológicos incluyen el uso de ingredientes cultivados o criados sosteniblemente, es decir, producidos de formas que no agoten el ecosistema.
Los ingredientes o materiales orgánicos se cultivan sin pesticidas o herbicidas tóxicos.
Los productos hechos con materiales reciclados contienen vidrio, madera, metal o plástico recuperados de los productos de desecho que se convierte en algo nuevo.
Los productos biodegradables se descomponen de manera natural, que es menos exigente en los vertederos y con el ecosistema en su conjunto.
Pero volviendo a ejemplos prácticos que todos podemos hacer, es más sencillo de lo que pensamos desarrollar hábitos ecológicos que nos ayuden a usar menos recursos naturales y aprovechar al máximo los que tenemos y está en nuestra mano. Basta con apagar las luces en las habitaciones vacías o utilizar un termostato programable para calentar o enfriar tu casa solo cuando esté ocupada.
Además de ser una tendencia global, estos desarrollos también son impulsados a nivel local. Por ello, repasamos novedades y anticipamos lo que se viene en materia eco-friendly.

Tecno eco-amigable
Tecnología verde. La Universidad Tecnológica Nacional de Córdoba (UTN) confirmó que certificará el prototipo de tricicleta eléctrica de uso urbano, diseñado por el colegio Leonardo Da Vinci, de Río Cuarto. La UTN certificará el diseño del prototipo, los ensayos materiales y las pruebas de laboratorio para mejorar el vehículo ecológico, en tanto que el Ministerio de Industria de Córdoba gestionará fondos para el emprendimiento.
Se prevé que la tricicleta (desarrollada por profesores y estudiantes formados en electricidad y metalmecánica) se fabrique en serie. Este pequeño vehículo de tres ruedas para uso urbano permitirá ahorrar energía, contaminar menos y evitar congestiones de tránsito. El proyecto es incubar una organización integrada por alumnos, familiares, empresas e instituciones intermedias para producirla en el parque tecnológico del colegio, y fabricar 10 por día. Las tricicletas podrían circular a unos 50 km/h y costarían unos cinco mil pesos.
Dispositivos ecológicos. Una tendencia fuerte en los nuevos electrodomésticos y artículos hogareños es desarrollar productos de bajo consumo energético. En ese marco, se destacan los modernos sistemas de iluminación LED; el primero en llegar al país será el Philips HUE, que aporta como principal dato ecológico que cada lámpara utiliza 80 por ciento menos de energía que una lámpara incandescente tradicional.
Casas ecológicas. Dentro de las modalidades de construcción ecológica se destacan las casas hechas de barro y eucaliptus, una vuelta de tuerca en la “arquitectura verde”. En Funes (provincia de Santa Fe) ya hay dos casas y un complejo de cabañas que se levantan con este sistema, impulsado por el arquitecto Juan Vincenti y el paisajista Gustavo Herrera.
Este tipo de eco-construcción se realiza a partir de sistemas muy antiguos (cob, el de paja encofrada o fardo y madera, entre otros) y utiliza el denominado techo “vivo”, dejando de lado elementos como la cal y el cemento. Así, se puede construir de manera totalmente ecológica (a partir de barro y palos de eucaliptus, como si fuera la casa de un hornero) o bien tradicionalmente, pero respetando los principios de la responsabilidad ecológica: reciclado de agua, calefón solar, techo vivo, aislamiento total. Técnicamente, construir una casa ecológica puede costar sólo un 5 por ciento más que una totalmente tradicional, según los profesionales, diferencia que se recupera rápidamente con el ahorro en energía y acondicionamiento.
También se suman emprendimientos en los que la ecología es un concepto central. Los actuales proyectos de casas ecológicas (también llamadas bioclimáticas) se caracterizan por:
Ahorro energético. La energía utilizada procede principalmente de fuentes naturales o emplea la menor cantidad posible de las tradicionales, procurando medios de calefacción a través de fuentes de energía solar. También se reutiliza el agua proveniente de las lluvias y controlan naturalmente los efluentes cloacales, mediante vegetación de raíces fibrosas.
Integración paisajística. Hace foco en la armonía con el entorno, adaptando la casa al terreno en sus desniveles y aprovechando los espacios naturales, acotando los movimientos de tierra y la intervención en la vegetación nativa.
Combustible y autos verdes. También se están investigando energías alternativas para ser aplicadas en automóviles. La Dra. Mariana Rojas y el Dr. Ezequiel Leiva desde el INFIQ/Conicet trabajan en el almacenamiento de hidrógeno en materiales carbonosos, para su empleo como combustible de uso vehicular. El desafío es almacenarlo ocupando poco espacio y bajo peso: los investigadores tratan de almacenar 4 kg de hidrógeno en materiales carbonosos, lo cual permitiría una autonomía de unos 400 kilómetros.
Por otra parte, fuera del laboratorio cada vez más marcas suman modelos eco-friendly: Por ejemplo: Un rojo que es “verde”. Ferrari presentó recientemente su primer auto híbrido, un modelo que combina el diseño deportivo con un motor eléctrico y tiene la capacidad de pasar de 0 a 100 km/h en menos de tres segundos. Denominado LaFerrari, el híbrido fue presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra. Incorpora un motor V12 con 800 caballos de fuerza y un motor eléctrico de 163 caballos, y puede alcanzar una velocidad máxima de 329 km/h. Se prevé fabricar sólo 499 coches. Es la primera vez que Ferrari desarrolla un sistema con estas características, automóvil que cuenta además con un mecanismo de “aerodinámica activa”: para ganar estabilidad en la ruta, la Ferrari puede activar automáticamente sus alerones y spoilers.

 
Compartí
esta nota
También te puede interesar