×

Prevén crecimiento moderado, mayor aliento al consumo y riesgo de recesión

El ritmo de actividad económica mostró señales de desgaste. Por ello creen que habrá más incentivos al consumo que pueden derivar en más inflación.

- 04:00 Economía

Este año comenzó con la aparente intención gubernamental de bajar los subsidios en los servicios públicos y con el amague de una moderación salarial en torno al 18%, pero en estos primeros meses de 2012 hubo cambios que despertaron nuevos interrogantes sobre la economía.
Una de esas incógnitas es lo que pueda pasar con el ritmo de crecimiento de la economía y la inflación.
Desde la consultora Elypsis, el economista Eduardo Levy Yeyati, revisó al alza sus proyecciones de inflación y a la baja las de crecimiento: “Para 2012 esperamos una inflación del 24% cuando antes era del 22% y un crecimiento del 2,6% cuando antes era del 3,1%”, señalaron en un análisis realizado para EL LIBERAL.
El fundamento de esta corrección en sus estimaciones fue porque “mientras los temores a un debilitamiento mayor de la demanda y una inflación en ascenso congelaron el recorte de subsidios y pusieron dudas sobre una contención de salarios, el gobierno adoptó un plan B contra el déficit de pesos: el financiamiento inflacionario del Banco Central. La nueva Carta Orgánica eleva el techo de préstamos en $ 45 mil millones y extiende su duración”, indicaron.
Explicó que “todo esto implica un significativo cambio en el mix de políticas esperadas, desde un moderado ajuste fiscal con laxitud monetaria a un fiscal expansivo con política monetaria aún más laxa. A su vez, con la inflación de marzo arriba del 2% por primera vez desde mediados de 2011, el tiempo le juega en contra al gobierno: mayores dilaciones en las negociaciones salariales incorporarían plenamente la aceleración inflacionaria”.
“Sin embargo, -sostuvo el economista- en un contexto de restricciones de oferta asociados a escasa inversión y, más críticamente, a las restricciones a la importación, un impulso monetario a través de la trinidad de ahorros acorralados (controles de capitales y cambios), tasas de interés deprimidas, y crédito barato al consumo posiblemente derive en mayor inflación”. Por ello, “revisamos al alza los incrementos salariales esperados de 20% a 23. Pero, seguimos viendo un riesgo considerable de recesión hacia mediados de año, en el marco de un Plan B en el que el crecimiento parece ser la variable de ajuste”. El indicador de actividad económica que manejan en la consultora, “sigue desacelerando: subió 4.2% en los 12 meses hasta febrero (contra 5.1% en 2011). Esta dinámica sugiere un próximo amesetamiento de la hasta ahora declinante tasa de desempleo”, indicaron. Por otro lado, “la retroalimentación entre economía y política continúa siendo fuente principal de incertidumbre para el año”.l

Más noticias de hoy