ANÉCDOTAS DE TAXI | ¡HASTA LA RODILLA!

Por David Bukret.

13/01/2018 -

El ñato me para frente a la Catedral Basílica. Joven, presentable, y de pelo largo. Jean chomba Negra, y esos portafolios que se usan ahora, que vienen con correa, y que siempre me dieron la impresión que lo usan los "garcas".

Me pide que lo lleve hasta el Arco, en el Sur de la ciudad. Hacía 38º C de calor, y el reloj marcaba las 16:45 hs. Lógico que no solamente esa, sino que todas las chicas en la calle, andaban sueltas de ropa.

Pero la que vimos en el semáforo, partía el pavimento, y lo sutil de la tela de su pollera, hacía que hagamos fuerza, y soplemos con el viento.

Ahí comenzó mi comentario:

-Loco, estas minas son las que nos hacen chocar en todas las esquinas... ¡Mira el pedazo de tuje que tiene! ¡Parecen de duros esos cachetes! Y no se para que quiero que el viento le levante la pollera, si debe tener un hilo dental, esa yegua indomable...

El vago me mira y me dice:

-"Disculpa, no puedo opinar. Soy sacerdote".

Frunciendo el tuje y calladito, llegué a la Iglesia de Mailín, donde bajó.


 
Compartí
esta nota
También te puede interesar