Padre Koffi Gilbert OPINA SANTIAGO

Oración por los enfermos

Por el padre Koffi Gilbert - Párroco de María Auxiliadora

11/02/2018 -

Hoy, domingo 11 de febrero es la fiesta de Nuestra Señora de Lourdes patrona de los enfermos. Además se realiza la Jornada Mundial de los Enfermos y los Agentes de Salud. Sabemos que todos necesitamos la salud. No queremos acercarnos a ninguna enfermedad.

La enfermedad y la salud son parte integral de la vida, del proceso biológico y de las alteraciones medioambientales y sociales.

La enfermedad es la pérdida de la salud y cuando esto ocurre hay preocupaciones. Por eso hoy vamos a pedir a Jesús a través de nuestra oración para que toque a los enfermos.

Señor Jesús hoy, como siempre venimos a postrarnos a tus pies con humildad a pedirte por la salud de nuestros hermanos enfermos. Tenemos fe en tu poder que sana. Todo lo que habías hecho en Palestina curando hombres, curando sus enfermedades, hoy también continúas sanando y curando.

Sabemos que no hay distancia. Tu gracia y tu palabra bastan para sanarnos. No somos dignos de que entres en nuestra casa, pero una palabra tuya bastará para sanarnos.

Señor Jesús vivimos en este mundo con alegría, con felicidad, pero también con dolor y sufrimientos del cuerpo. Los médicos han hecho lo que debían, pero necesitamos siempre tu gracia, tu fuerza.

Queremos que llegues a sanar las enfermedades del cuerpo. Sabes todas las enfermedades que hay hoy en los ancianos, adultos, jóvenes y niños. A veces los niños no saben decir qué es lo que les pasa, por eso hay que acercarnos y darles la posibilidad de que puedan vivir con salud.

Señor Jesús, conoces nuestras dolencias. Has hecho la experiencia del sufrimiento. Entonces, queremos que estas enfermedades se alejen de nosotros.

Jesús, te presentamos todos los casos de estas personas que hoy viven con desesperación y decepción y a veces con poca fe.

Te suplicamos por la debilidad de esas personas. Te pedimos que seas su fuerza para levantarse y caminar. Sabemos cómo te preocupas de los enfermos. Tu actitud es siempre compasiva con ellos.

La suegra de Pedro con fiebre, la mujer que padecía flujos de sangre, al paralítico, epiléptico y sordomudo, hacer vivir a la hija del Reino, al hijo de la viuda de Naín, poniendo tus manos sobre cada uno de ellos, y así los curabas. (Lucas 4. 38.40).

Te pedimos que pongas tus manos sobre cada uno de nosotros para curar y sanar nuestras enfermedades. Tu presencia nos sana. Tu cercanía nos fortalece. Tu gracia nos levanta. Tu mirada nos despierta. Tu palabra nos da alivio y consuelo. Tu solidaridad nos reconforta. Tu compasión nos da dignidad. Por eso te pedimos sanar nuestro cuerpo y también nuestros corazones; curar nuestras heridas; sanar los pensamientos malos, así podamos liberarnos del odio, la venganza para vivir en paz. Libéranos del miedo, de la depresión, la fobia, las angustias y la tristeza.

Señor Jesús, hoy, si quieres puedes purificarnos para hacer de nosotros hombres y mujeres nuevos, para la gloria de tu nombre.

Madre, Nuestra Señora de Lourdes, te pedimos que mires nuestras necesidades, sobre todo las de salud. Hoy necesitamos la salud para ir y dar testimonio, para hablar de la creencia de la presencia de Dios en nuestra vida. Te pedimos que nos presentes a tu hijo. Como Madre sabemos que siempre estás a nuestro lado para darnos lo que necesitamos para nuestra felicidad.

Nuestra Señora de Lourdes, madre de los enfermos, ruega por nosotros. Oremos también por los agentes, las personas que cuidan a los enfermos para que nunca vivan con desesperación o decepción. Al contrario, para que tengan fuerzas para seguir dando la posibilidad para que los enfermos puedan vivir con alivio.

Madre, aquí estamos para cumplir la voluntad de Dios, la voluntad de tu hijo. Hoy y para siempre.

Amén.

 
Compartí
esta nota

También te puede interesar