¡MUJER!, con mayúscula

Por Víctor David Bukret.

07/03/2018 -

¿Por qué? pensé.
Por qué tiene que haber un día o un motivo especial para hablar de vos...
¡Son tan pocas las veces que lo hice! (Tampoco eso te inquieta).
Si ni siquiera tenemos una fecha precisa del primer beso, más que fue en un cine, con una película que jamás vimos, y que fuiste vos la de la iniciativa. 
Hoy te vi en la habitación, como todas las mañanas te veo, vistiéndote, descalza, con ése trajecito de cama, transparente. Hoy te vi bien, me quedé un ratito más en la cama, sólo para eso. Me dediqué a observarte. Porque nunca encuentras los zuecos que preparaste anoche, porque la única pantufla que calzaste, y que es del otro pie, te hace más loquita en los siete giros que llevas ya, más interesante, más sensual...
Hoy me pregunté: ¡QUÉ CARAJO HACES AL LADO MÍO!
Me dio ganas de escribir, de narrar, de exteriorizar algo que a veces ahoga, y otras avergüenza. 
Nena: ¡SOS EL MOTIVO DE MI LIBERTAD!
Es por vos que continué, que cambié dejando cuanta porquería probé en la calle, Y LA ÚNICA QUE ESTUVO FIRME AL PIE DEL CAÑÓN, cuando la miseria aquejaba, zurciendo calzones, y alentándome a no aflojar cuando "malos amigos" nos hicieron comer un garrón... 
Solo en vos me apoyé, cuando mi hombro se cansó de luchar contra la injusticia, y esa horrible polenta con queso que tres días a la semana sabíamos cenar. 
   No te gustan las flores. No te gustan las joyas. Te maquillas sólo porque yo te pido y no esperas un regalo.
Sos recta, incorruptible, infalible, incondicional.
Fresca y sana.
No tienes la mierda que yo tengo en la cabeza, y sos feliz a tu manera, con poquito, con sabor, con sinceridad.
No nos casamos. Pero estimo que, después de 27 años que "nos estamos conociendo", si lo hacemos, al día siguiente de la boda, nos separamos. (Conociéndome como soy, es muy probable que en la despedida de soltero nomas...).
Pero bueno, en fin, Gordy, Lisa, Ely, Pomposa, Elisa, Pilar, Pichona, Estrellita, Lujan, Sánchez (no te enganches), y tantos apodos que te puse, ELISABET: 
¡SE ME ANTOJÓ LAS PELOTAS DECIRTE QUE TE AMO!
Eres la mejor mujer del mundo.
(Después de mi veja, por supuesto).


 
Compartí
esta nota
También te puede interesar