Deportivo TENIS

Las fuertes revelaciones del deportista santiagueño

11/02/2019 -

"Cuando me ofrecieron vender partidos pensé: ‘No hay manera, esto no es lo mío, no estoy acostumbrado a estas cosas, viviría con una culpa inhumana’. Pasó eso, yo me iba a los días a Suiza y allá hice el reporte a la Tennis Integrity Unit. La ATP nos hace ver un video sobre cómo tenemos que actuar exactamente si te pasa algo así, está todo explicado y nosotros firmamos el programa de anticorrupción. El que dice que no sabe cómo funcionan las cosas es una mentira más grande que la China".

"Entre 2016 y 2017 la persona que me quiso meter en ese negocio no me volvió a contactar, porque además lo bloqueé en WhatsApp, cerré Twitter y Facebook".

"LA TIU quiso que yo prestara testimonio en los juicios de Coria, Kicker y Heras. Yo no sabía que ese juicio existía. Sabía que nadie lo iba a tomar bien, pero no me dieron opción de retirarme. Tuve que decir lo que me había ocurrido en 2015 frente a los tres argentinos. Fue horrible. No era yo el único testigo. Los abogados de los chicos dijeron que yo estaba haciendo esa denuncia porque tenía mala relación. Pero eran todas estupideces porque no tenía nada que ver. Me atacaban creyendo que yo los había denunciado y no es verdad: yo denuncié a una persona y esa estaba unida a ellos".

"En algún momento comparás y decís: ‘Pucha, yo sé que tengo que laburar seis meses para conseguir esta plata que me ofrecen y si arreglás un partido hacés así (chasquea los dedos) y ya está’. Entonces, es normal que la gente que no tiene la moral firme caiga en una tentación así. Cuando entran no salen más, porque no te dejan salir. Al agarrarte de los huevos teniendo el contacto de tus padres o hermanos, ya estás en el horno".

 
Compartí
esta nota
También te puede interesar