×

Una santiagueña presenta su libro en el Palacio Legislativo de Buenos Aires

- 00:43 Viceversa

Una escritora que nació y vivió la mayor parte de su vida en Santiago y hace un par de años se fue a vivir a la provincia de Buenos Aires, merced a su constancia y talento presentará próximamente su último libro en el Palacio Legislativo en Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Se trata de la docente, profesora, investigadora y escritora santiagueña Adriana Del Vitto, quien presentará su libro “Con la sola compañía de la luna” el próximo 25 de abril, trabajo realizado a través del Grupo Editorial Autores de Argentina y que ya está disponible en el mercado literario argentino.

El libro, un poderoso alegato a nuestra conciencia para clarificar la violencia de género, aborda la cuestión con mucha pericia pues relata una historia que en mucho se parece a las historias cotidianas y repetidas (lamentablemente a lo largo y ancho del mundo), de numerosas mujeres que deben atravesar este infierno sin dejar la vida en el intento.

Sobre este libro, Federico Manuel Arriola afirma que «la violencia atraviesa las dos partes de esta novela necesaria e incómoda. Su lectura es complicada, no por su lenguaje ni mucho menos, sino porque duele. Mariela tarda mucho tiempo en comprender que su situación la está matando». «Con la sola compañía de la luna nos interpela de una forma diferente: nos mete de lleno en este infierno cotidiano, que lleva siglos en nuestras vidas».

Si bien es cierto, el tema de la violencia de género es un tema sobre el que muchas mujeres y algunos pocos hombres abordaron en sus novelas llama la atención la idoneidad con la que escribe la autora, lo que a la postre significa que la novela, de lenguaje sencillo y accesible pero muy cuidado, sea una muestra más del talento de Adriana Del Vitto quien ya ha demostrado ser una excelente narradora y que maneja la palabra escrita con pericia, cosa que se evidencia en sus anteriores obras por ejemplo “Sexto Sentido” donde cada cuento es una entidad en sí misma ,pero tiene la cualidad de no permitir que la atención del lector decaiga, porque la calidad de todos ellos es similar.

La mayor virtud de la autora de “Con la sola compañía de la luna” es que, con un texto tan bien escrito, quien acometa la lectura, una vez que termine con la primera página, sentirá, indefectiblemente una enorme curiosidad o como quiera uno denominarle, de saber que dice la segunda y, cuando uno está a mitad del texto, por fin comprende que, lo que necesita como lector, es saber cómo termina la historia sin perder los detalles intermedios que se mueven a un ritmo vertiginoso, aunque en la simple lectura, uno no se dé cuenta de ello.

No se puede evitar comentarios acerca del título. Pues bien, el título resulta muy significativo que no es solamente una metáfora sobre la violencia sino acerca de la soledad que acompaña a estas mismas mujeres al no tener, en muchísimos casos, la contención de nadie cuando viven su tormento habitual (al que ninguna puede acostumbrarse y que muchas veces termina hasta con su propia muerte).

En este sentido, sin pretender el abordaje del problema de fondo desde el punto de vista sociológico, psicológico y/o jurídico, nos atrevemos a decir que el libro termina por resultar de lectura cotidiana por las mujeres (no solamente las que sufren violencia de género) y por los hombres para logar desentrañar las implicancias de un tema tan de moda. Celebramos pues este nuevo libro de nuestra coterránea y esperamos que en el futuro cercano, llegue a las librerías de Santiago del Estero para que podamos acceder a este libro que se anticipa excelente.

Más noticias de hoy