×

Dyango a EL LIBERAL: “Estar sin cantar mucho tiempo es muy malo”

- 20:01 Pura Vida

Después de haber visitado tantos países, cantando desde los mejores escenarios del mundo, compartiendo tantas emociones con públicos diversos, ahora, a pesar de las tristezas que ha traído la pandemia, Dyango se resiste a dejar de cantarle al amor, a la vida. Por primera vez, desde su ciudad, desde la Barcelona que adora y que lo vio nacer, ofrecerá el viernes 28 un concierto muy especial vía streaming para todo el mundo.

El prestigioso cantautor concedió una entrevista exclusiva a EL LIBERAL. En diálogo telefónico, habló de la modalidad del show, de su nominación a los premios Gardel por su disco, del tango, su familia, Lionel Messi y su manifestación en favor de la declaración unilateral de independencia por parte de las autoridades de Cataluña.

¿Cómo surgió esta idea de hacer un show online desde su casa en Barcelona?

Vamos a intentar hacer un concierto online, pero bien hecho. Vamos a estar en un estudio donde voy a cantar las canciones que la gente vaya pidiendo y a dialogar con ellos. Vamos a hacer el concierto de esta manera porque estar sin cantar mucho tiempo es muy malo.

¿Qué repertorio presentará? ¿Cómo armaron el espectáculo?

El repertorio más o menos será con el que abro los shows en directo y a partir de lo que la gente empiece a pedir, vamos a ver si me acuerdo de la canción (ríe) y la interpretaremos. Va a ser una cosa que a mí me hace mucha ilusión. Un recital a piano con mis grandes éxitos.

¿Cómo se siente ante este desafío de cantar desde un “escenario” poco habitual?

Totalmente inusual. No habrá gente. Lo bonito de esto es que habrá, aparte de las cámaras y la utilización de las últimas innovaciones tecnológicas, un diálogo con la gente. La gente pedirá y vamos a hacer lo que podamos. Vamos a disfrutarlo mucho.

Ese día sorteará un cuadro pintado por usted a las 500 primeras entradas. Cuéntele a los santiagueños esta faceta de artista plástico.

Yo soy artista y el que es artista en una faceta creo que lo es en otra. Yo pinto desde toda mi vida. Cuando estoy en casa yo me paso el día pintando porque, para mí es un arte maravilloso también. Uno de esos cuadros vamos a sortear ese día.

¿Qué técnica utiliza, qué temáticas traslada al lienzo y en qué consiste la pintura que sorteará?

La técnica que utilizo es abstracto total. Pinto lo que me sale del alma en el momento. Son cuadros bien bonito, al menos así lo pienso yo. Las exposiciones que he hecho así me lo han demostrado. He realizado varias exposiciones y todas han salido bien. He vendido muchos cuadros y, sobre todo, he regalado muchos cuadros.

Muchos opinan que solo Dios puede detener la pandemia. ¿Cuál es su postura?

El coronavirus es un mal que nos ha llegado sin que nadie pudiera imaginarse. Es como una tercera guerra mundial. Sin darnos cuenta nos ha aparecido este tema que no sabemos, ni en China, ni en EE.UU., ni en España y ni en la Argentina de dónde apareció, de dónde viene y quien inventó este rayo de sol horroroso que nos está mortificando la vida.

En estos tiempos aciagos que vivimos, ¿el poder del amor es el mejor antídoto para vencer la tristeza, la angustia, la desesperación que provoca el coronavirus?

Por supuesto, por supuesto. La ilusión, la emoción, el amor en sí, eso es lo que nos hace subsistir por encima de todas las cosas.

¿Qué es el amor para usted?

Sin amor el ser humano no podría vivir. Sin tener alguien a quien querer, alguien a quien desearle lo mejor, yo creo que el amor, junto con la música, es lo más grande que Dios nos ha puesto en la tierra.

¿En algún momento ha tenido temor por usted o por los suyos en medio de esta peste?

Como todo el mundo, sufres por los demás, por los que te tocan; en mi caso, por mis hijos, por mis nietos, por mi familia y por mi mujer por sobre todas las cosas. Hay que esperar, rezar y pensar que eso algún día va a pasar.

En este contexto en que vivimos a nivel mundial, ¿cuál es su mensaje a la humanidad?

Siempre soy de la opinión de quererse los unos a los otros y de poderse ayudar unos a otros. Eso es, para mí, fundamental. Creo que, con el tiempo, la gente se va a dar cuenta que hay otra forma de vivir. Os mando un cariñoso saludo y, sobre todo, que os cuidéis. Eso parece una tontería, pero el coronavirus no es una tontería. Que la gente siga mentalizándose que no es fácil vivir en estas circunstancias, pero hay que hacerlo, hay que cuidarse.

¿El coronavirus no llevará a repensar esa forma de vida?

El coronavirus es difícil. Hasta que no salgan las famosas vacunas, que están intentando, va a ser difícil. Siempre habrá un rinconcito en donde habrá un rebrote del coronavirus. Hay que seguir cuidándose y eso de llevar la mascarilla (tapaboca) va a durar muchos años.

¿Vive con intensidad cada canción que compone?

Todo lo que sale de esta garganta está hecho con todo el sentimiento del mundo esté en donde esté, sea en este concierto que vamos a hacer el viernes 29 o sea en vivo y en directo. Subir a un escenario es un regalo que me da Dios cada vez que lo hago.

¿Qué factores contribuyen para que siga vigente con su mensaje de amor y armonía?

A la edad no hace el que uno pueda dejar de sentir y si Dios te respeta la voz no lo vas a dejar nunca. Yo intenté dejar de cantar porque tenía problemas con el nervio ciático. Me dolía mucho cuando salía del escenario, pero nunca he dejado de cantar por dolor hasta que un día dije ya no puedo más y me voy a retirar, tengo la edad, pero no de la música, pero sí de hacer tantos conciertos. Vino un doctor maravilloso que me operó y se ve que no era nada, me dejó como nuevo y he seguido. Aunque en ese momento dije que yo me retiraba, pues les mentí a todos (ríe) porque pasó esta situación.

¿Qué siente cuando ve triunfar en la música a sus hijos Marcos y Jordi, y ahora a sus nietos Izan y Axel?

Fue una gran sorpresa, no al ver a mis hijos, pues yo sabía que mis hijos algún día me lo iban a hacer porque hacían lo que veían en casa, sino a mis nietos quienes también hacen lo que han visto en la casa de sus padres. Es un orgullo tremendo que sigan estos pasos y que tengan la suerte de llegar a triunfar porque todo eso es muy difícil.


Más noticias de hoy