×

Un punto con gusto a poco en Avellaneda

El Ferro no tuvo chances para anotar, pero no pasó sobresaltos ante un conjunto local plagado de suplentes.

- 03:15 Deportivo

En cualquier otro momento, el hecho de sumar en la cancha de un grande como Independiente, era un buen negocio. Pero anoche, el punto lo dejó con sabor a poco a Central Córdoba. En un partido chato, con muy pocas chances de gol, el Ferro igualó 0 a 0 ante el Rojo, por la cuarta fecha de la Zona 2 de la Copa de la Liga Profesional.

El elenco santiagueño comparte la última colocación de la zona con Defensa y Justicia, con apenas 2 puntos y depende de un milagro para clasificarse a la Zona Campeonato (clasifican los dos mejores).

El de anoche fue un muy mal partido de fútbol en Avellaneda. El conjunto de Berti salió a jugar en campo rival y decidido a buscar el resultado. Cuando los dos aún se estaban acomodando, los santiagueños buscaban una rápida transición defensa ataque. Y ante un rival que salió con una formación que pocas veces jugó, los espacios se generaban en la última línea. Ribas aparecía como referencia de área. Independiente tenía un poco más la pelota, pero no podía pisar el área rival.

Pero lo cierto es que los primeros 45 minutos fueron un verdadero fiasco. Ninguno de los dos pudo generar ni siquiera una chance clara de gol. Los arqueros fueron espectadores de lujo, dentro de un trámite que lo tuvo al Ferro siendo apenas un poco mejor que su rival, principalmente por la buena tarea de sus volantes.

Complemento

En el segundo tiempo, los dos se despabilaron. A los 3’, el Ferro llegó de pelota parada y Vega casi llega al gol. Todo Central pidió infracción sobre el capitán. En la siguiente, Benavídez envió un pelotazo largo para Asís, quien encaró por derecha y desbordó hasta la raya de fondo, para luego meter el pase atrás. El “Chaco” Martínez pareció solo por el medio y definió apenas por encima del travesaño. El Rojo jugaba cerca de Sánchez y la visita se replegaba peligrosamente.

Cerro volvió a hacerse dueño del mediocampo y la cosa volvió a emparejarse, aunque a los de Berti les costaba demasiado generar peligro.

El equipo de Avellaneda en una esporádica maniobra ofensiva llegó con Alan Velasco, recién ingresado, para rematar rasante y salvó el “Oso” Sánchez el arco visitante con oportuna intervención (28 min).

Precisamente con los ingresos de Velasco, Alan Soñora, Silvio Romero y el debutante delantero Tomás Pozzo (20 años), Pusineri intentó dotar a sus dirigidos de mayor profundidad, pero ninguno pudo ya romper el cero. l


Más noticias de hoy