×

El acuerdo secreto entre Facebook y Google para sacar ventajas

Una demanda antimonopolio en Estados Unidos reveló una alianza que les impide a los dos gigantes tecnológicos competir entre ellos.

- 19:39 Mundo Web

Las empresas Google y Facebook están envueltos en un nuevo escándalo al conocerse que firmaron en una alianza secreta con el nombre "Jedi Blue" (Jedi azul, en castellano) que les impide competir entre ellos y alcanzar importantes ventajas, según consta en una reciente demanda antimonopolio presentada por fiscales en Estados Unidos.

El diario The New York Times recordó que en 2017 la compañía de Mark Zuckerberg anunció que estaba probando una nueva forma de vender publicidad online, lo que podría amenazar el dominio de Google en ese mercado. Sin embargo, menos de dos años después, Facebook dejó de lado esos planes y se unió a una alianza de empresas que desarrolló un método similar… lideradas por Google.

Si bien Facebook nunca explicó por qué dejó el proyecto, la evidencia presentada el mes pasado en una demanda antimonopolio hecha por 10 fiscales evidencia que Google había extendido a su potencial rival un trato para ser socio, a cambio de una serie de ventajas significativas sobre el resto de los aliados.

La divulgación del acuerdo secreto entre las dos multinacionales revivió las preocupaciones sobre cómo las compañías de tecnología más poderosas pueden establecer alianzas para frenar a la competencia mediante acuerdos privados y cláusulas de confidencialidad.

Google y Facebook, por su parte, aseguraron que esos acuerdos eran comunes en la industria de la publicidad digital y negaron que la alianza tenga un carácter anticompetitivo.

¿En qué consistía el acuerdo "Jedi Blue"?

El pacto ofrecía un servicio de publicidad programática, que consiste en que la subasta para rellenar el espacio publicitario disponible entre los milisegundos desde que un usuario hace clic para acceder a una página web y la carga de los anuncios.

Google dominó ese sistema con sus herramientas y con el acuerdo, consiguió evitar otros competidores, según el informe.

A pesar de que surgió un método alternativo para reducir la dependencia de las plataformas publicitarias de Google, la compañía de búsquedas desarrolló un sistema similar llamado Open Bidding, que permite el acceso de terceros. Sin embargo, Google cobra una tarifa por cada oferta ganadora y muchos no están satisfechos con la transparencia del servicio.


Más noticias de hoy