×

Vladimir Putin: hablan de una enfermedad terminal y que deberá dejar el gobierno

Varios medios internacionales y centros de investigación insisten sobre el delicado momento que atraviesa el primer mandatario.

- 18:50 Mundo

La salud de Vladimir Putin, presidente de Rusia, es uno de los temas que ganó los titulares del algunos medios en el mundo, ya que a pesar de que el Gobierno niega ciertos rumores, medios internacionales y centros de investigación insisten en que el mandatario padece de la enfermedad de Parkinson y un tipo de cáncer del que no se conocen detalles.

El politólogo y profesor Valery Solovey, exjefe del Departamento de Relaciones Públicas del Instituto Estatal de Relaciones Internacionales de Moscú, declaró el pasado mes de febrero que Putin tiene cáncer y también síntomas de la enfermedad de Parkinson. En este sentido, el almirante retirado de la Royal Navy británica, Chris Parry, afirmó la semana pasada en un acto de una escuela que Putin podría estar luchando contra un cáncer. “Creo que su sistema inmunológico podría estar deprimido. Así que es un hombre que tiene prisa”, agregó para contextualizar porque había declarado Guerra en Ucrania.

Por otro lado, la especialista británico-estadounidense en asuntos exteriores Fiona Hill ha opinado en las redes sociales que "Putin no se ve tan bien, ha estado bastante hinchado. Sabemos que se ha quejado de tener problemas de espalda”.

Los reportes sobre el agravamiento de la salud de Putin se avivaron en medio de su escasa presencia mediática durante el desarrollo de la invasión de las tropas rusas en Ucrania, y lo que algunos especialistas consideran como señales evidentes detectadas durante sus escasas apariciones públicas.

A mediados del mes de abril, el mandatario fue visto tratando de controlar un temblor en su mano derecha durante un encuentro con el dictador bielorruso, Alexander Lukashenko.

Un búnker con "alta tecnología" en Siberia

La única certeza que hay hasta el momento es que Putin tiene un lujoso búnker subterráneo en Siberia. La instalación, dotada de alta tecnología, se asemeja a una "ciudad subterránea" y está preparada para soportar una guerra nuclear. Según el politólogo y profesor Valery Solovey, de 61 años, Putin trasladó a su familia la semana pasada al búnker.



Más noticias de hoy