×

Soy muy criticado y no sé qué hacer

Por BERNARDO STAMATEAS

- 07:59 Opinión

¿Por qué no nos gusta que otros nos critiquen? Porque aceptar que uno se equivocó lastima nuestro ego. Y a nadie le gusta cometer errores. Pero la verdad es que nadie es perfecto y todos, sin excepción, ya sea que lo deseemos o no, nos vamos a equivocar en algún momento.

No deberíamos temerle al error, pues es la mayor fuente de aprendizaje. Y, cuando uno aprende de sus equivocaciones, crece y logra avanzar al siguiente nivel. Ahora, ¿cuál es la principal razón por la que uno se siente herido cuando es criticado?

Básicamente es miedo a ser echado de la manada. En la antigüedad, los seres humanos conseguían sobrevivir en ese ambiente hostil manteniéndose en grupo (manada). Aunque no seamos conscientes, lo que sentimos frente a la crítica es miedo al rechazo, a ser apartados e ignorados por el resto. A nivel psicológico, esto vendría a ser igual a “morir emocionalmente”.

Lo ideal es no considerar una crítica como algo personal. Muchas veces, esta se debe a que la otra persona tenía expectativas distintas de las nuestras y, al no verlas cumplidas, recurrió a esa actitud para demostrar su descontento. Por lo general, son cuatro los críticos que solemos encontrarnos. Veamos: a. La persona que lleva la contra. Hay gente que siente la necesidad de oponerse a todo y a todos, de llevar la contra a los demás. ¿Por qué lo hacen? En el fondo, tienen baja estima y precisan demostrar que son mejores que el resto de los mortales. A ellos, conviene ignorarlos.

b. La persona que avasalla. Hay gente que recurre a la crítica porque siente una gran frustración interna que no sabe cómo descargarla de otro modo. Ellos son impulsados (inconscientemente) por emociones negativas como la ira y el rencor que los llevan a avasallar a las personas que están a su alrededor. A ellos, hay que ponerles límites claros.

c. La persona que critica de vez en cuando. Hay gente que critica a otros ocasionalmente y debido a diversas razones; pero ellos no han desarrollado el hábito de criticar todo el tiempo a los demás.

d. La persona que es mentalmente rígida. Hay gente que se resiste fuertemente a lo nuevo porque posee una mentalidad muy rígida y le teme al cambio. Su forma de pensar es tan cerrada que rara vez pueden abrazar la novedad en su vida y critican todo aquello que no conocen.

¿Qué deberíamos hacer toda vez que somos criticados? La actitud ideal es la “no reacción”. ¿Por qué? Porque eso es justamente lo que el crítico busca: hacernos reaccionar mal. Otra idea es emplear expresiones asertivas y no agresivas del tipo: “Por favor, no me hables así porque no me gusta”. O simplemente un: “Gracias, lo voy a pensar”. Este tipo de respuestas suelen desconcertar a quien critica.

Hoy más que nunca, no le demos mayor importancia a todo lo que en verdad no la tiene y enfoquémonos en lo que sí importa: saber quiénes somos y cuánto valemos. l


Más noticias de hoy