×

Ebrio, atacó a cintazos a su concubina delante de sus cuatro hijos y terminó tras las rejas

- 00:35 Policiales

Una mujer vivió un verdadero calvario después de que su pareja le realizara una escena de celos desmedidos y la atacara a cintazos en distintas partes del cuerpo y la cabeza, por lo que tuvo que escapar y pedir auxilio.

El acusado terminó tras las rejas y la Policía procedió al secuestro del elemento con el que habría agredido a su pareja.

Fuentes policiales y judiciales informaron que en la noche del sábado, antes de las 23, una mujer llegó desesperada, descalza y llorando al Polideportivo Municipal de Tomas Young, departamento General Taboada.

El encargado del lugar había escuchado gritos y al salir a ver de qué se trataba, encontró a la damnificada pidiendo auxilio, por lo que le permitió ingresar junto a sus hijos, mientras el acusado llegó segundos después y pretendía ingresar por la fuerza, por lo que el cuidador llamó a la policía.

La damnificada de 28 años manifestó a los uniformados que momentos antes, su concubino había llegado en estado de ebriedad y comenzó a realizarle una escena de celos desmedidos sin motivo alguno, ya que ella estaba en la casa con sus cuatro hijos de 9, 7, 5 y 1 año.

El acusado tomó un cinto con una hebilla de color aluminio y comenzó a agredirla en su espalda y cabeza, provocándole lesiones de diversa consideración.

Para evitar continuar siendo agredida, la mujer logró salir corriendo acompañada de sus hijos que presenciaron el brutal ataque y descalza por las calles pedía auxilio, hasta que el encargado del polideportivo le abrió el portón y la resguardó junto a los menores, impidiendo que el agresor pudiera entrar.

El acusado trató de forzar el portón, pero al advertir que habían llamado a la Policía, se dio a la fuga. Cuando los uniformados arribaron, redujeron al denunciado en cercanías a su domicilio y lo trasladaron a la Comisaría 48 de Los Juríes.

Antes, requisaron su vivienda y allí procedieron al secuestro del cinto con el que había atacado a la damnificada y realizaron las pericias en el lugar, donde había vidrios desparramados, producto de la rotura de un termo, en la discusión previa a la brutal agresión.

El hecho fue informado a la fiscal de turno en Añatuya, la cual ordenó el examen médico para la mujer.

El facultativo diagnosticó que presentaba marcas en el cuero cabelludo, espalda y zona intercostal, producto de los cintazos que soportó.

Ante esa situación, la fiscal ordenó que el acusado quede alojado en la dependencia en calidad de aprehendido y se le brinde contención a la mujer y sus hijos.

El acusado será indagado en los próximos días y la Fiscalía solicitará en audiencia la conversión de la aprehensión en detención por 15 días.

Más noticias de hoy