×

My son (2021)

Por Heraldo Pastor.

- 13:28 Pura Vida

En "My son" es notable cómo en la mayoría de las escenas en las que los personajes de esta historia aparecen dialogando, sus figuras se muestran con una iluminación clara de fondo que, en contraste, las aproxima a siluetas recortadas. Uno de esos personajes dice en un momento que, al entender de los viejos lugareños, el invierno se ha adelantado. El paisaje característico de esta estación en Escocia, permanentemente nublado, húmedo, lluvioso, completa los tonos apagados y de semipenumbra de dicha puesta en escena. Todos estos rasgos de "My son" son parte de la elogiable cohesión de una narración que se refiere al tema oscuro y angustiante de la desaparición de niños.

El realizador francés Christian Carion rodó en el Reino Unido esta reversión de su propio film homónimo, "Mon garçon", del 2017. Es un "thriller" hecho y derecho, que va directamente al grano para jugar con nuestras emociones desde el primer minuto al último. En el acto inicial, Edmond Murray llega a un campamento escolar, de donde ha desaparecido su pequeño hijo de siete años, Ethan. Allí está, en un espacio natural bello pero desolador, su exesposa Joan, a la orilla de un río que la policía está dragando en busca del cuerpo del niño. Con un planteo de policial de enigma, los espectadores tenemos que reconstruir la historia del padre, quien por viajes de trabajo veía poco a Ethan, y la madre con su nueva pareja. Carion (coautor del guion con Laure Irrmann) nos sumerge en el drama familiar, provoca nuestra identificación inmediata y nos hará padecer con la dolorosa travesía de la pareja (mérito, además, de James McAvoy y Claire Foy en la piel de los protagonistas).


Te recomendamos: "La película tiene dinamismo, pero sin ingenio para deslumbrar


El relato, como buen policial de enigma, genera sospechas, pistas, dudas, que iremos recibiendo a través de la mirada del padre, quien asumirá el rol de investigador paralelo. Al respecto, se difundió (puede verse en las promociones) como particularidad de la filmación, que McAvoy no recibió el guion antes de actuar su papel; por lo tanto, fue descubriendo la trama en la filmación y debió improvisar las reacciones. En realidad esto, aunque poco frecuente, no es una verdadera innovación, como se dijo; muchos realizadores han trabajado a lo largo de la historia del cine con improvisación en su elenco. Sea lo anunciado cierto o un truco publicitario, la cuestión es que McAvoy (notable actor de “Atonement”, 2007, “Filth”, 2013 y "Split", 2016) entrega otra gran labor.

En el último acto, el de las revelaciones, se le podría reprochar a "My son" cierta inverosimilitud, cuando casi que se lo convierte al atribulado padre en un Rambo; pero aun en este caso, el relato de Carion logra su cometido: tenernos en tensión permanente y creciente, y eso finalmente se agradece.


Más noticias de hoy