×

Claribel Medina retoma el humor sobre las tablas

Está al frente del programa "El show del problema", que se emite por elnueve. Pero se hace tiempo para no abandonar a la actriz que lleva adentro y le pide pista, por partida triple.

- 21:26 Pura Vida

La actriz y conductora Claribel Medina estrena la comedia "Tres vidas para Oswald", obra que para ella busca develar "cuántas vidas son necesarias para encontrar el verdadero amor" y con la que iniciará, por ahora, una gira por Buenos Aires.

"Esta es una comedia extremista parada en el absurdo, en la que se cuentan tres historias de amor que fracasaron, que no pudieron ser y, a la vez, aborda cómo son las relaciones humanas hoy entre la gente que se elige", explicó Medina a Télam.

Claribel, quien asume el desafío de interpretar a tres mujeres distintas, contó que la obra trata sobre un hombre (Maxi Ghione) que está en busca del amor y no termina de encontrarlo, narrada a partir de un derrotero amoroso con tres mujeres que fueron importantes en su vida, donde ni él ni ellas pueden descubrir cómo sacar adelante esas relaciones.

"No es una obra pretenciosa, cuenta con un tipo de humor simple, que se establece sobre un permiso para jugar y contar lo cotidiano", agregó la actriz que también conduce "El show del problema", de lunes a viernes a las 14 por la pantalla de El Nueve y que además este mes pondrá su voz en un filme animado sobre Piluso -recordado personaje de Alberto Olmedo- y Coquito.

La comedia, escrita y dirigida por Christian Ortiz, cuenta con música original de Mauro García Barbe.

¿Qué te sedujo de esta propuesta?

El tipo de humor que propone, ingenuo y cotidiano, y que no estaría presente ahora. En este momento hay un vacío del teatro del absurdo, que hace rato está corrido de las obras contemporáneas y con el autor y con Maxi Ghione encontramos una punta muy interesante para jugar y para romper con la cuarta pared. Trabajar sobre un límite donde la verdad la podés quebrar n cualquier momento.

¿El humor está bajo la lupa hoy?

Creo que sí, que está bajo la lupa y para un autor está complicado, y en algún punto para quien interpreta también, porque terminás preguntándote por dónde vas. Pero cuando decidís entrar en el ridículo, cuando te permitís reírte de vos mismo, de tus defectos, es ahí donde me parece que hay más libertad. No se pretende dar un mensaje social, que ahí tenés que tener más cuidado.

¿Qué destacas de esta obra?

La incapacidad de comprendernos entre los hombres y las mujeres muchísimas veces. Las relaciones caminan por un lado y el hombre y la mujer la miran cada uno de manera distinta.


Más noticias de hoy