×

Brutal asesinato de un joven que sorprendió a tres ladrones robando en su casa y los enfrentó

La víctima falleció en brazos de su esposa y conocía a los presuntos ladrones. Hasta 7 años atrás jugaba al golf.

- 00:25 Policiales

Las Termas de Río Hondo amaneció ayer convulsionada por el brutal asesinato de un hombre que llegó a su casa justo en el momento en que tres delincuentes la desvalijaban, se enfrentó con ellos y fue atacado a cuchillazos. Fue en la madrugada de ayer, en el B° Las Tinajas. El joven falleció en los brazos de su esposa, mientras los maleantes se daban a la fuga.

La víctima resultó Franco Hernán Medina, de 28 años, según surge de la investigación que fue prioridad ayer para la fiscal Melissa Deroy y el juez de Control y Garantías, Diego Vittar.

Por el salvaje hecho anoche tres individuos fueron detenidos. Silvano Sánchez, alias "Pichón", domiciliado en camino vecinal Zona La Cascada, Villa Balnearia, Río Hondo.

El otro, Raúl Armando González, apodado "Coreano", con residencia en calle Jorge Luis Borges, entre Los Ceibos y Las Lilas, Sector "C" de Villa Balnearia.

El tercer sospechoso sería apodado "Cubano", deslizaron los voceros policiales.

El horror estalló en los últimos minutos del domingo. Medina volvía a su casa acompañado por su esposa, Zulma Palomino, de 44 años. "Vimos la puerta rota y a 'Pichón' saliendo por el costado", habría relatado Palomino a la policía, shoqueada por el triste fin de su pareja, y aún con la sangre de la víctima en su ropa. Ahondó que conocían a los tres acusados y que se dieron cuenta en la entrada que acababan de robarles. Urgente, ella le dijo: "Miralo a Pichón, que hdp nos está llevando las cosas".

Dos ingresaron a la vivienda mientras, afuera los esperaba el "Coreano", supuesto dueño de un carrito en el que trasladarían los objetos robados.

Entonces Medina fue tras "Pichón" y el "Cubano". Minutos después, la víctima volvió a su casa sujetándose la zona abdominal. Uno de los sujetos le habría asestado cinco puñaladas. Solo Palomino escuchó sus últimas palabras. Llamó al hospital. Arribó luego una ambulancia que lo trasladó al CIS de Las Termas, pero la víctima habría dejado de existir en el camino. Después, la policía realizó pericias en la escena del crimen y secuestró diversos elementos.

Amor por el golf

El entorno señaló que Medina era muy trabajador. Hasta los 20 años había jugado al golf. Ahora su hobby era ayudar a los golfistas. Carecía de recursos, pero cuando le permitían también practicaba el deporte.

Al cierre de esta edición, los forenses habrían terminado la autopsia, cuyas conclusiones habrían elevado, en forma preliminar, a la fiscal de la causa. La misma se aprestaba a autorizar la entrega del cuerpo a la familia, a fin de que le dieran el último adiós a Medina y hoy, a primera hora, la inhumación de sus restos en el cementerio local.

La policía no secuestró todavía el arma homicida

Los protagonistas adelantaron que Medina y su esposa habrían visto a "Pichón" y al "Cubano", escapándose del inmueble. Ello alejaría de escena al "Coreano" (al parecer, víctima de Covid-19), cuya defensa objetaría hoy la imputación de "homicidio", más no la de "robo en grado de tentativa", trascendió.

Los tres acusados fueron alojados en Villa Balnearia y asistidos por un médico, el que indagó en su estado de salud y, a la vez, si presentaban heridas superficiales. Un detalle nada intrascendente, la policía no pudo secuestrar el arma homicida, ya que los asesinos se desprendieron de ella entre la medianoche y las 14 de ayer, en que han sido apresados. Aun así, hay otras pruebas científicas, cuyas conclusiones aguarda Deroy.

La Fiscalía define las graves imputaciones por enrostrar

La fiscal de la incipiente investigación, Melissa Deroy, definiría hoy las imputaciones por enrostrar, pero se estima que una probable sería la de presunto "homicidio simple", reprimido con penas mínimas y máximas de 8 y 25 años, respectivamente.

También, es posible que Deroy los acuse por "homicidio en ocasión de robo" (de 10 a 25 años de cárcel). Allí, el autor mata como consecuencia del robo; o bien, también se especulaba que podrían ser imputados por "homicidio criminis causa", es decir, el homicidio que se comete para encubrir un robo y posibilitar la impunidad. Ésta figura prevé condenas de prisión perpetua.

Los expertos interpretaban que la figura dominante sería el "homicidio simple". A su vez, surgía una duda si la imputación sería colectiva, o no. Es decir, una "coautoría de "homicidio", adelantaron los investigadores.




Más noticias de hoy