×

“El Pepe, una vida suprema”, un documental revelador

- 07:52 Opinión

Por Marcelo Emilio Jozami. Periodista de EL LIBERAL.

TÍTULO: “El Pepe, una vida suprema”.

PROTAGONISTAS: José Mujica, Emir Kusturica.

DIRECTOR: Emir Kusturica.

GÉNERO: Documental político.

AÑO: 2018.

CALIFICACIÓN: Apta para mayores de 13 años.

PROYECCIÓN: plataforma de streaming Netflix.

ARGUMENTO: Documental íntimo sobre el expresidente uruguayo José “Pepe” Mujica, que comparte sus experiencias en el cautiverio, sus ideales y sus deseos para el futuro.


Te recomendamos: “Vivir dos veces”: amor y dolor en un gran filme lleno de humanidad


CRÍTICA: El cineasta serbio, Emir Nemanja Kusturica, no oculta su admiración por José Alberto Mujica Cordano, “Pepe”, el político uruguayo, el cuadragésimo presidente de Uruguay entre 2010 y 2015 al que retrató con evidente admiración en “El Pepe, una vida suprema”, un documental en donde le rinde pleitesía sin términos medios.

El director del documental “Maradona por Kusturica”, en “El Pepe, una vida suprema” le sirve en bandeja a Mujica un formidable espacio para que hable de aspectos sensibles de su intimidad, de su trayectoria política, sus años de cárcel, su militancia, sus ideales, su vida en el campo, su pasado en el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros, guerrilla urbana de izquierda que realizaba asaltos, secuestros y ejecuciones (Mujica habla en el documental acerca de las acciones que hicieron en tiempos de resistencia al gobierno de esa época); y el amor de su vida, Lucía Topolansky. Kusturica lo deja hablar. Sólo formula algunas preguntas que le permiten a Mujica seguir contando su “vida suprema”. En este tributo a Mujica, el director del filme “Gato negro, gato blanco”, recoge el testimonio del político, escritor, periodista y exguerrillero Tupamaru, Eleuterio Fernández Huidobro, y de Mauricio Rosencof, dramaturgo y periodista uruguayo. No es casual esta elección por cuanto Fernández Huidobro y Rosencof fueron encarcelados y estuvieron doce años aislados y en cautiverio entre 1973 y 1985. Dicho sea de paso, esta instancia de las vidas de Mujica, Fernández Huidobro y Rosencof fue plasmada, también en el 2018, por el director Álvaro Brechner en la película “La noche de 12 años”. En este filme Mujica fue interpretado por el actor español Antonio de la Torre, Rosencof por el “Chino” Darín y Huidobro por Alfonso Tort.


Te recomendamos: “El robo del siglo”: atrapante ficción de un hecho real


“A través de su camino de vida y su ejemplo personal, José Mujica da la esperanza de alcanzar ideales. En el futuro la gente estará más inspirada por él que por Fidel Castro”, había expresado Kusturica cuando presentó su documental sobre Mujica en el 75º Festival Internacional de Cine de Venecia, en donde estuvo acompañado por “El Pepe”.

No hay dudas de que el realizador del filme “Underground” admira a Mujica. “Pepe es el último héroe político” ha dicho el también músico serbio que en su documental sobre “Pepe” recurre a todos los elementos simbólicos que representan la vida de Mujica, entre ellas su amor por el tango. Y no es casual que abre su audiovisual -y lo resalta a lo largo de él- con “En esta tarde gris”, con la voz de Julio María Sosa Venturini, o Julio Sosa, “El Varón del Tango”, tan uruguayo como Mujica. Y cierra su documental con Mujica y un músico del país vecino cantando “La última curda”, de Cátulo Castillo.

A tal punto muestra la intimidad, que Mujica aparece hasta en calzoncillos y pijama y contando que Manuela, su perra, “en todo el gobierno lo más fiel que tengo es la perra”.

Y todo el folclore de una campaña política está en el documental.

El pensamiento vivo y descarnado de Mujica aflora tanto en la intimidad de su chacra como cuando habla con la gente, cuando habla de su pasado en Tupamaro, cuando toma mate y le enseña a Kusturica cómo debe beber esta infusión, cuando se reunía con los grandes líderes del mundo, cuando conduce su ya mundialmente conocido Wolkswagen escarabajo celeste y hasta cuando recorre un mall en donde antes fue el presidio en donde estuvo detenido.


Te recomendamos: “Rápidos & Furiosos: Hobbs & Shaw”, como juega el gato maula con el mísero ratón


“El Pepe, una vida suprema” es un documental imprescindible de ver por que deja enseñanzas, muestra a un Mujica en estado puro, inclusive arrepintiéndose de no haber tenido hijos.

Nada es casual en esta oda de Kusturica a Mujica. Ni las imágenes de “Estado de sitio” lo son. Es que en ese thriller político, dirigido por Costa-Gavras, y que protagonizara Ives Montand, denunció la supuesta complicidad de la CIA con la dictadura cívico-militar en Uruguay (1973 - 1985), y mostró el surgimiento del Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros. Con estas imágenes del filme de su colega griego, Kusturica contextualiza su declaración de respeto y reverencia al líder uruguayo.

“En esta tarde gris” sigue sonando. Mujica la tararea, pero con “La última curda”, abrazado a su esposa, la canta casi junto con el intérprete que está en el bar al cual ellos asisten.


Más noticias de hoy