×

Irresponsables al volante, el desprecio por la vida

Sin cascos, manejando mientras miran el celular, con dos o más personas a bordo, con niños en brazos.

- 01:46 Santiago

Conducir en forma temeraria se ha vuelto una constante en nuestra provincia. Motociclistas sin cascos, manejando mientras miran el celular, con dos o más personas a bordo, con niños en brazos, etc. Automovilistas usando el celular, sin cinturón de seguridad, a gran velocidad, con alcohol encima, etc. A mucha gente parece no importarle absolutamente nada los riesgos que supone manejarse de esta manera en la vía pública.

La reciente viralización de una foto que refleja el accionar irresponsable de dos mujeres en una moto, que llevaban a dos niños y una de las cuales iba mirando su teléfono celular, reaviva una vieja preocupación. ¿Cómo salvarle la vida a personas que con su conducta manifiestan un brutal desprecio por ella?

Un comportamiento irreflexivo que pone en riesgo la propia vida y la de terceros, no es algo con lo que es fácil lidiar. Sobre todo para quienes deben velar por el cumplimiento de las normas. De las normas de tránsito y las de la pandemia.

¿Qué hubiese pasado si el hecho hubiera sido detectado por la policía o los agentes de tránsito? ¿Qué hubiera pasado si la conductora del motovehículo hubiese sido demorada y sancionada como corresponde? Lo sabido: cientos de voces airadas se levantarían para reclamar el accionar del agente y victimizaría a la infractora. El mundo al revés.

¿Qué hubiese pasado si en una esquina se llevaban por delante un auto estacionado o un ‘lomo de burro’ o un peatón cruzando la calle?

El cuidar la vida es una obligación natural, pero pasada por alto que interpela a la sociedad ante este tipo de comportamiento. La irresponsabilidad de unos se paga muchas veces con el dolor, la salud y hasta la vida de terceros inocentes.

Estas actitudes irreflexivas de conductores, sumados a la ignorancia de las normas de tránsito más elementales, de conductores y peatones, configuran un declarado desprecio por la vida propia y ajena. l


Más noticias de hoy